Revire del 28 de mayo del 2021

“El falso mesías de México”, así tituló su portada el semanario The Economist. Una afirmación lapidaria que dolió profundo en las entrañas y ego de Palacio. La falta de respeto al presidente López Obrador rompió los diques nacionales. Hace pocos días, el panista Diego Fernández de Ceballos lo insultó de fea manera al llamarlo en Twitter “difamador cobarde”; incluso, el pasado martes lo denunció ante la FGR y de nueva cuenta lo ofendió al referirse al jefe del Ejecutivo como “el corrupto depredador que actualmente ensucia el Palacio Nacional”. En el país, tales agravios suelen ser repelidos desde las mañaneras por el propio AMLO o sus prosélitos en las redes sociales y matizados por medios de comunicación alineado$ con el máximo líder morenista. Empero, los señalamientos desde el exterior son más contundentes y con más efectos lesivos. Los “ataques” foráneos no son espontáneos. El señor presidente está en la mira de algunos poderosos.  

Add This: