Revire del 22 de marzo del 2022

Con obras inconclusas, el gobierno inauguró este lunes el controvertido aeropuerto Felipe Ángeles en Tecámac, Estado de México. Una de las obras emblemáticas del señor presidente. Cuestionada por diversos especialistas que ponen en duda su funcionalidad, la obra, construida por militares, deja grandes dudas en cuanto a su eficacia para las operaciones de la aviación comercial. A esto, se agrega la enorme distancia desde la Ciudad de México, el costo y, en particular, la dificultad para llegar a la nueva terminal aérea que se dificulta por el complicado tráfico de las horas pico. El proyecto no es la panacea que pretende vender el gobierno y los usuarios lo saben. Hoy, ya algunas líneas nacionales empezaron con vuelos sólo para quedar bien con el mandatario y evitar posibles represalias. Presiones que pueden empezar con visitas, auditorias o requerimientos del SAT. Vamos a ver qué tal funciona uno de los muchos caprichos sexenales.

Add This: