Revire del 16 de mayo de 2022

Pues sucede que ahora hay una gigantesca cantidad de mexicanos que desean ser delincuentes. Tan insólito deseo es para que los cuiden las fuerzas armadas. Esto surge a raíz de que el presidente López Obrador afirmó el jueves pasado, y lo reiteró al día siguiente, que su gobierno cuida a los militares pero también a los integrantes de las bandas criminales porque también son seres humanos. Y no es la primera vez que el mandatario muestra sus afectos por los miembros del crimen organizado. Entre las exhibiciones de su respeto hacia los cárteles está el saludo de mano a la señora madre del “Chapo” Guzmán; la orden de liberar a su hijo Ovidio, en el fatídico “culiacanazo” y, por supuesto, la recomendación de abrazarlos y no tratarlos a punta de balazos. Está muy claro que AMLO tiene aprecio por esos descarriados señores que no dudan en masacrar familias enteras.

Add This: