Revire del 13 de mayo de 2022

Cuando parece que del gobierno hemos escuchado las barbaridades más terribles, surge otra que supera a las anteriores. El nivel de cinismo y demagogia para justificar la evidente falta de resultados en materia de seguridad, resulta francamente muy alarmante. Mientras el país sigue tiñéndose de sangre por tantos crímenes dolosos, que ya rebasaron 120 mil en el sexenio. El presidente López Obrador sigue en abierta defensa de los grupos criminales que no se tocan el corazón para masacrar, sin importar que se trate de mujeres, niños y ancianos. Y lo reiteró, para que no quede la menor duda. Este jueves en Palacio Nacional, sin ningún rodeo, dijo que también cuidan a los integrantes de esas bandas, porque son seres humanos. Sin duda uno de los peores desatinos presidenciales que desató fuertes críticas y una serie de conjeturas en la opinión pública. De plano, ¿ya claudicó?

Add This: