Revire del 11 de agosto del 2021

Este martes el gobierno reportó 19,555 nuevos casos de covid en las últimas 24 horas. El “pequeño rebrote”, como calificó el presidente López Obrador a la tercera ola de la pandemia, es en realidad un tsunami que está saturando hospitales debido a la impresionante cantidad de contagiados. Mientras eso pasa, la vacunación se aplica de manera selectiva en alcaldías y municipios del país. En tanto, millones de vacunas son almacenadas, en una estrategia absolutamente condenable. Dado la peligrosidad de las nuevas variantes del coronavirus, en especial la conocida como “Delta”, es totalmente irresponsable estar administrando la aplicación de los antígenos de acuerdo a intereses políticos. La salud de los mexicanos no está sujeta a caprichos ni perversiones. Las vacunas deben ser puestas sin dilación y dejar de lado las inmorales preferencias con el objetivo de favorecer a funcionarios del partido gobernante. No caben mezquindades.  

Add This: