Revire del 07 de octubre de 2021

En México la procuración y aplicación de la justicia ni es rápida ni expedita. Es más bien discrecional y siempre a la orden de quien pueda pagarla. La impunidad en el país está motivada por la corrupción imperante en el desacreditado sistema de justicia penal. En el caso de la política, la perversión es aún mayor. Las leyes se utilizan a conveniencia por los poderosos en turno para castigar, vengarse, amedrentar o silenciar a los adversarios. Pero también son usadas para proteger y exonerar a familiares, amigos, incondicionales, leales y demás. Los casos más sonados en tiempos recientes, es el de los hermanos del presidente, Pío y Martín López Obrador, captados en video recibiendo dinero en efectivo de David León. El primero de ellos presentó dos impugnaciones para que el INE dejara de investigar el caso. Este miércoles, el Tribunal Electoral avaló que el Instituto Nacional Electoral siga investigando. Malas noticias en Palacio Nacional. 

Add This: