Revire del 05 de julio de 2022

Que Andrés Manuel López Obrador tiene el control de la sucesión presidencial, no existe duda alguna. Así lo han hecho también sus antecesores priistas y del PAN. Así que no hay sorpresa alguna. Lo que hay es mucha inconformidad en las filas morenistas y de sus aliados del PVEM y PT. Las disputas son claras y muy difíciles de ocultar. Se notan entre Claudia Sheinbaum, Marcelo Ebrard, Adán Augusto López y Ricardo Monreal, aunque son los tres primeros quienes tienen oportunidad real por estar en los aprecios palatinos. No obstante, en este país donde la clase política está saturada de vividores, trapecistas, oportunistas y sinvergüenzas, hay quienes se sienten con los méritos suficientes y una autoridad moral irreprochable para exigirle al mandatario que saque las manos del proceso para definir al candidato de Morena para disputar la Presidencia en el 2024. Gerardo Fernández Noroña, diputado petista, es uno de ellos.

Add This: