Revire del 03 de junio del 2021

La noche de este miércoles concluyeron las campañas electorales. Terminó al fin un impío calvario para la ciudadanía. Lejos de propuestas que abonaran a la castigada democracia, quienes aspiran a vivir del presupuesto si logran ganar algún cargo en las elecciones del próximo domingo, en su mayoría regalaron una serie de infamias y ridiculeces. El nivel de las campañas se ha degradado a niveles vergonzosos, propios de partidos políticos aldeanos. El retroceso se da no sólo en la calidad de los competidores, sino en la creatividad para armar estrategias que convenzan al electorado. Enmarcado en un ambiente de violencia y muerte, el proceso electoral estuvo plagado también de vulgaridad. Nada que sorprenda, al fin y al cabo es la esencia de la repudiada clase política nacional. Llega una veda electoral para que los electores razonen su voto. No vale ser apáticos. México vive momentos críticos y sólo mediante el sufragio se podrán corregir.

Add This: