Recorte de recursos al campo afectará programas estratégicos para la soberanía alimentaria

En la aprobación del presupuesto planteado por la administración federal se debe priorizar la alimentación, la seguridad y la educación, en tanto que la preocupación y ocupación del gobierno debe ser producir los alimentos necesarios para alcanzar la soberanía en la materia.

Por ello, la Comisión de Agricultura y Sistemas de Riego en la Cámara baja buscará recursos por 84 mil millones de pesos, ante el recorte presupuestal propuesto en el PEF 2017, que rebasa los 22 mil millones de pesos y afecta programas estratégicos como Comercialización y Desarrollo de Mercados, Apoyos a Pequeños Productores, Concurrencia con Entidades Federativas y Fomento Ganadero, señaló el diputado Germán Escobar Manjarrez.

También destacó que se debe proteger la agricultura por contrato, comercial, que produce más de 120 millones de toneladas, así como el programa de concurrencias con entidades federativas, que se presentó en ceros. Esos programas, precisó el legislador, son fundamentales para el desarrollo del campo.

Escobar Manjarrez, presidente de la Comisión, propuso restituir al 100 por ciento los 22 mil millones para todas las áreas, pues “por ejemplo, en PROCAFÉ, se ejercieron mil 200 millones, se recuperaron más de 250 mil hectáreas, y vienen, no por lo mismo, sino por más; en el caso de la agricultura por contrato, fueron 10 mil millones y ahora solicitan lo mismo”, precisó.

Subrayó que se ha registrado un aumento en el precio del petróleo y el dólar se ha estabilizado, lo cual “dará más ingresos”, y externó su confianza en que se logre un incremento importante para todas esas áreas productivas del medio rural.

*Foto: Especial*