ONU condena asesinato de periodista en Chihuahua y pide investigación

Centro de Noticias ONU

14 de diciembre, 2016 — La Oficina en México del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos y la UNESCO condenaron el asesinato del periodista Jesús Adrián Rodríguez Samaniego, cometido el 10 de diciembre en la ciudad de Chihuahua, en el norte de México.

Las dependencias de la ONU también instaron a las autoridades a emprender una investigación pronta, efectiva e imparcial de los hechos, que permita llevar ante la justicia a los responsables.

“La sociedad en su conjunto debe responsabilizarse de la seguridad de los periodistas, ya que todos dependemos de ellos para que exista un debate público informado. No puede permitirse que la violencia sea un freno al derecho humano fundamental a la libertad de expresión y la libertad de información”, apuntó Irina Bokova, directora general de la UNESCO.

Rodríguez Samaniego había colaborado con distintos medios de comunicación en el estado de Chihuahua y actualmente trabajaba con Antena 102.5 FM.

El periodista fue abatido a tiros cuando salía de su domicilio en la capital del estado.

Jan Jarab, representante en México del Alto Comisionado, subrayó la urgencia de que agoten todas las líneas de investigación y afirmó que no sólo los responsables directos de su homicidio deben ser llevados ante la justicia, sino también los autores intelectuales si los hubiera. 

“Ningún ataque a medios de comunicación o a periodistas debe quedar impune”, puntualizó.

En 2016, la Oficina del Alto Comisionado en México ha recibido información de los asesinatos de al menos 14 periodistas y colaboradores de medios de comunicación, cinco en Oaxaca, tres en Veracruz, uno en Chihuahua, uno en Guerrero, uno en Puebla, uno en Tabasco, una en Tamaulipas y uno en Michoacán. 

Dichos casos se suman a los 107 periodistas asesinados entre enero de 2000 y diciembre de 2015 que ha registrado la Comisión Nacional de los Derechos Humanos mexicana.

“La tragedia repetida del asesinato de periodistas en México debe ser tomada con la máxima seriedad por las autoridades y llamamos a que la Fiscalía del estado de Chihuahua atienda el caso con el profesionalismo que merece”, enfatizó Jarab.

*Fuente: Centro de Noticias ONU*