Insta académico de la UAM a una mayor participación ciudadana en acciones de observación electoral

  • El investigador Víctor Alarcón formó parte del comité evaluador de proyectos de observación electoral propuestos por organizaciones civiles
  • Debe apostarse a la capacitación y a la búsqueda de nuevas vertientes para una visión completa de los procesos

La compra y coacción del voto o la mala actuación de una autoridad, sea en un consejo distrital, estatal o en instancias superiores de los órganos electorales deben ser preocupaciones centrales de la sociedad civil y no sólo de interés durante el tiempo de las votaciones, sostuvo el doctor Víctor Alarcón Olguín.

En entrevista, el profesor-investigador de la Unidad Iztapalapa de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) explicó que al participar en el Programa de Apoyo a la Observación Electoral del Proceso Federal 2014-2015 pudo constatar la falta de cuidado en las etapas previas y posteriores de los comicios.

En dicho programa –convocado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), el Instituto Nacional Electoral (INE) y la Secretaría de Gobernación (SEGOB)– el académico del Departamento de Sociología formó parte del comité técnico que evalúo proyectos de observación propuestos por organizaciones civiles.

Presidido por el doctor José de Jesús Orozco Hernández e integrado por la doctora Jacqueline Peschard Mariscal, ambos de la Universidad Nacional Autónoma de México; el doctor Héctor Díaz Santana, del Instituto Politécnico Nacional; el maestro Alfredo Figueroa, ex consejero del IFE, y el doctor Alarcón Olguín, el comité aprobó otorgar patrocinios a cerca de 40 organizaciones por un monto general de 22 millones de pesos.

En esta supervisión del proceso electoral se destacó el trabajo relativo a informes académicos, testimonios, entrevistas, evidencias fotográficas y aun análisis de la labor periodística en la materia.

“Buscamos diversificar las áreas de interés, aunque muchos siguieron dando prioridad al día de la jornada electoral, lo cual deja algo opaco lo que ocurrió entre octubre y hasta la calificación judicial de los comicios. Pretendimos que la gente ampliara su rango de cobertura en este ejercicio”.

Por ello decidieron generar talleres de apoyo y habilitación técnica para difundir experiencias de observación internacional con expertos en el tema, quienes mostraron nuevas técnicas, la forma de utilizar las redes sociales y mejorar los mecanismos para denunciar anomalías.

El académico indicó que sólo así se podrá conocer realmente la calidad de las elecciones. “Existen mecanismos de fraude más sofisticados, de vinculación entre partidos y ciudadanía; situaciones ya no tan flagrantes de delitos. Debemos apostar a la capacitación y buscar nuevas vertientes para tener una visión más integral del fenómeno”.

Respecto del proceso electoral de 2018, el doctor Alarcón Olguín prevé se complejizará la problemática por la elección presidencial. “Hay irregularidades y prácticas que desde ahora comienzan a restar credibilidad a los comicios, entre ellas la venta del padrón electoral vía Amazon por Internet”.

Aun sin tener una organización-cúpula dedicada formalmente a coordinar a nivel nacional esos esfuerzos, la población –al margen de tener o no apoyo gubernamental– debiera valorar la observación electoral a fin de realizar diagnósticos y estudiar las recomendaciones que hacen estas organizaciones, lo que también es tarea de los partidos políticos, en tanto responsables de fomentar malas prácticas.

Para Alarcón Olguín la observación electoral, incluso en el marco de la nueva reforma en la materia debería ser una actividad de mayor prioridad para las instancias de ese sector. “La ciudadanía debe encontrar fácilmente la información que le permita registrarse y participar como observador”.

Desde los espacios académicos es necesario fomentar la observación; se requiere de un nuevo impulso en el que la UAM puede tener una presencia significativa dada su experiencia en el estudio de los temas electorales y partidistas, subrayó el también jefe del Área de Investigación en Procesos Políticos de la Unidad Iztapalapa.

“Tenemos un conjunto muy amplio de investigadores, pues contamos con un acervo sobre elecciones y partidos en México, incluido el Centro de Estudios de la Democracia y las Elecciones, así como docentes dedicados desde hace más de 25 años y algunos de ellos se han desempeñado como consejeros electorales”, apuntó.

La UAM ha sido requerida para capacitar y formar profesionales en el tema electoral, tanto para el INE como para los tribunales e institutos electorales estatales. “Esa experiencia implica un reconocimiento a la Institución, que ha tenido ahora una presencia importante al participar en este Comité Técnico, lo cual demuestra la confianza que le tienen las autoridades” del ramo, concluyó.

*Información UAM-190 del 02-05-2016*