Impuesto a bebidas azucaradas podría aumentar al menos hasta 20 por ciento

Incrementar en al menos 20 por ciento el impuesto a las bebidas azucaradas, para destinarlo a combatir la obesidad y sobrepeso, es la idea de especialistas, organismos sociales y funcionarios del sector salud.

Durante el foro “Análisis de impuestos saludables, sobre IEPS a bebidas saborizadas y cigarros”, se propuso aplicar una cuota de dos pesos por litro en el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) a las bebidas azucaradas, cuando se trate de refrescos, concentrados, polvos, jarabes, esencias y extractos de sabores.

Con esto recaudaremos anualmente 50 mil millones de pesos, que deberán destinarse al Instituto Nacional de Salud para el Bienestar, en fomento de las acciones que el Estado implante para combatir la obesidad y sobrepeso de niñas, niños y adolescentes en el país”, aseguró el diputado Manuel Huerta Martínez, secretario de la Comisión de Salud y organizador del foro.

El legislador morenista subrayó que la Organización Mundial de la Salud y sus Estados miembros precisan que el consumo de bebidas con elevado contenido de azúcar son nocivos, pues el consumo de azúcares en exceso en cualquiera de sus formas (sacarosa, fructosa, glucosa) brinda sólo calorías vacías, lo que contribuye al aumento de peso y al desequilibrio hormonal.

Según la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), la tasa de obesidad de adultos de México, ubicada en poco más de 33 por ciento, es la segunda más alta en sus países integrantes y mucho mayor que el promedio de 19.4 por ciento. Además, 35 por ciento de los adolescentes de 12 a 19 años tienen sobrepeso u obesidad, que es factor de riesgo para muchas enfermedades crónicas.

*Nota del editor: foto en portada: especial Internet*