Ya viene la elección interna del PRI

Ya hay fechas para la elección interna para la renovación del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI. Eso parece y solo falta aparezca en estrados el paso siguiente: Que es convocar a sesión de Consejo Político Nacional.

Salvo decisión en contrario, el martes 11 de junio del año en curso se reúne el Consejo Político Nacional para la aprobación y emisión de la convocatoria al proceso electivo a la dirigencia nacional priista, encabezada actualmente por Claudia Ruiz Massieu.

Y bueno, en dicha convocatoria vendrán plasmadas las fechas para el periodo de registro de candidatos, para la campaña interna, la jornada electoral y la toma de protesta de la persona que resulte electa para encabezar el CEN del longevo partido.

Longevo, pero que se resiste a morir a pesar de la pésima conducción de las cúpulas nacionales, estatales y municipales, así como por las dirigencias formales en los tres órdenes; con sus honrosas excepciones.

Y prueba de que se resiste a morir es la militancia de base que a pesar de las condiciones adversas entregó el corazón en las seis entidades federativas donde el pasado 2 de junio hubo elecciones locales; y seguramente hubo ciudadanas y ciudadanos que votaron a favor del Revolucionario Institucional.

Claro, Morena tampoco tiene consensos absolutos, ni unanimidades verdaderas.

No obstante, el resultado para el PRI fue pírrico. ¿Qué pasó? Deberán analizarlo los priistas. Y sin duda obedece a una diversidad de causas internas, amén de las condiciones externas.

En Puebla el PRI ganó cuatro de los cinco ayuntamientos que se jugaron en las elecciones extraordinarias en aquella entidad. En los comicios ordinarios, en Aguascalientes obtuvo solo un ayuntamiento; en Baja California, nada; en Durango 16 de un total de 39. Y en cuanto a diputaciones, en Quinta Roo ganó 1, y en Tamaulipas ninguna.

Quizá su mayor mérito sea haber ganado la mayoría de tales espacios solito.

¡Quién lo iba a pensar! ¡El partido hegemónico casi reducido a la nada política! Las cúpulas se acabaron el negocio… perdón, el partido. Y sin embargo, esa militancia mínima, esa base, aún tiene esperanzas de que el PRI resurja de sus cenizas, lo cual dependerá en mucho del resultado de la elección interna.

Por lo pronto y hasta donde se sabe, este viernes se reúnen los cuadros que aspiran a presidir el PRI nacional. ¿Todos? ¿O solamente José Narro RoblesUlises Ruiz Ortiz e Ivonne Ortega Pacheco? ¿O también participará el gobernador de Campeche, Alejandro Moreno Cárdenas (“Alito”)?

¿Se trata de la reunión con el Comité Ejecutivo Nacional? ¿O es distinta? Para este viernes está programado un encuentro con la dirigencia, donde seguramente, junto con la y los aspirantes, van a afinar detalles para la elección interna, que ya viene y pinta interesante.

Además de candente. Claro, no están en juego simplemente las carteras que conforman el CEN, sino también el futuro de organizaciones y sectores. Pero sobre todo las candidaturas a los distintos cargos populares a disputarse en las próximas elecciones federales intermedias y las locales.

Quien gane llevará mano, desde la conformación de los órganos de gobierno hasta la definición de las candidaturas, pasando por el método electivo; llevará mano a menos de que gracias a un milagro el PRI se democratice al cien por ciento.

Ja, sería como arrancarle un suspiro al viento y un grito al silencio.

En fin, por la tarde de este viernes se sabrán con exactitud las fechas definitivas del proceso electivo interno; hay otras dos: 11 y 18 de agosto, al parecer.

Y si no ocurre otra cosa, los priistas se reunirán en Consejo Político Estatal el próximo martes para aprobar la convocatoria a la renovación del CEN, lo cual urge después de las malas cuentas electorales entregadas por Claudia Ruiz Massieu y su grupo.

rosyrama@hotmail.com

*Nota del editor: Foto: pri.org.mx*