Calle Melancolía

por Oscar Arturo Medina Castelán

Falta tanto para decir “misión cumplida”

Pues bien no hay fecha que no llegue, ni plazo que no se cumpla. Es oficial, hoy en el momento en que usted fino caballero o recatada (que no retacada) señorita, en algún lugar entre los Grandes Lagos, los Pirineos, Tierra de Fuego, Bogotá, Zacatlán, Toluca o la Agrícola Oriental (ahí donde los perros van armados) se da un tiempo para la sana lectura de esta columna, inicia también el Maratón Guadalupe-Reyes.

Quién en su sano juicio quiere vivir cerca del río Potomac

Santos lunes Batman… Iniciamos lo que dicen algunos, es una semana clave para los primos del norte y para todo el mundo, y yo, con cara de “bájale”. Ciertamente las elecciones en Estados Unidos son el tema, sin embargo, seamos sinceros, porque dios (con minúscula) sabe, nunca nos hemos mentido y no vamos a empezar ahora. Después del proceso electoral, los ricos al norte del río Bravo (y también al sur) seguirán siendo ricos, los migrantes seguirán pasando y los senadores mexicanos (saludos Mariana Gómez) también cambiarán la dignidad del país por una selfie.

Páginas

Suscribirse a RSS - Calle Melancolía