Tormenta perfecta en plena época de huracanes

“…Prefiero querer, a poder palpar,
ganar a perder, besar a reír,
bailar a desfilar y disfrutar a medir…”

Serrat

Alabado sea el señor. En plena temporada de huracanes, en México todos los factores económicos se suman para la creación de la tormenta perfecta.

Los amplios nubarrones provoca que los señores de “coqueto andar” pero sobre todo las señoritas de “amplios escotes”, pongan cara de “oh, por dios y ahora quién podrá rescatarnos” y como Chapulín Colorado colgó los tenis, parece que ahora si nos cargó el ganso.

Pero a ver, vamos por partes,  como dijo Jack ese que trabajaba de destripador; la Ley de Murphy –El tal Murphy era el ingeniero aeroespacial- dice que cuando algo puede salir mal, saldrá mal.

img_4456.jpg
En la foto, fiel lectora no puede ocultar su desencanto después de la salida de Urzúa de la SHCP, después de la gráfica solo alcanzó a decir, “ya nos cargó el payaso” y soltó en lágrimas.

Y en materia económica, todo salió mal, -eso de dejar las cuestiones de los dineros a la suerte es muy mal negocio- justo cuando los nubarrones de un gobierno que se guarda el dinero por cuestiones de austeridad y la reacción –obvia- de la IP de poner bajo el colchón sus pesitos, llegó el tiro de gracia, la renuncia de titular de  Hacienda, Carlos Urzúa.

En otros tiempos o en otros países, esta situación, así de “bote pronto”, provocaría un poco de expectativa en los sectores empresarial y bursátil, pero acá el hecho se perfila como toda una tragedia griega -será para menos Arturo- primero por la forma en que lo hizo vía Twitter, pero sobre todo con una carta que pegó en los débiles cimientos de una precaria economía local.

De la carta preocupan los motivos, en ella el ahora ex funcionario habla de “discrepancias en materia económica” pero sobre todo, de decisiones tomadas en política pública “sin el suficiente sustento.”

La duda es obvia, quién tomó y cuáles son esas decisiones que tienen tanto peso en un economista “hecho y derecho”, creo que no son muchas, quizás la cancelación del  aeropuerto de Texcoco, el proyecto de Santa Lucia, el tren maya o la refinería de Dos Bocas.

Es decir, la renuncia es una crítica real desde el primer círculo cercano al Presidente López y su proyecto –por decirlo de alguna manera- económico.

Pero el verdadero “tiro de gracia” dentro de la misiva se da cuando el ex funcionario asegura: “me resultó inaceptable la imposición de funcionarios que no tienen conocimiento de la Hacienda Pública. Esto fue motivado por personajes influyentes del actual gobierno con un patente conflicto de interés”.

¡¡¡Tómala cachetón!!! Ante esta declaración urge saber quiénes son esas “personas influyentes” que pusieron a funcionarios que no tienen ni la más peregrina idea del trabajo que se hace en Hacienda, porque corrupción es aceptar un cargo público para el cual no se está preparado.

Si esta aseveración es real, se tienen elementos reales para iniciar una investigación y tomar no sólo acciones administrativas, quizás penales, contra quienes desde la ignorancia que da el influyentísimo ponen en riesgo al país, pero sobre todo, la estabilidad de millones de familias. La cosa es simple para el buen López: o investiga estas declaraciones o pide a Urzúa que las explique o se retracte.

Una vez consumada la renuncia y mientras la bolsa a la baja y el dólar a la alza; el Presidente López, en chinga loca, anunció en video que el sucesor de Urzúa sería Arturo Herrera, egresado de la UAM, con estudios en Estados Unidos y quien en su primera foto junto al mandatario sale con una cara de “ya me cargó el payaso”.

En el video explica que el ex funcionario no pudo entender la época de cambios que vive el país y se me hace difícil creer eso; vamos, si Urzúa fuera uno de esos funcionarios que sólo tienen licenciatura y para sacarla tardaron tres lustros, a lo mejor, pero de verdad no es el caso.

Urzúa Macías es un académico, político y economista mexicano, miembro de la Academia Mexicana de Ciencias, licenciado y maestro en Matemáticas por el Tecnológico de Monterrey y el Centro de Investigaciones y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional.

Quizás… Solo quizás, Urzúa buscó no pasar a la historia como el funcionario que tuviera que dar a conocer una crisis económica en México; la última fue en 1994 con el célebre error de diciembre, con el presidente Zedillo y en la que el país estuvo a horas de irse al carajo.

Urzúa tuvo un acto de congruencia con su ser y evitó verse como López Portillo, cuando una vez que al país se “lo cargó el payaso” tuvo que decir “soy el responsable del timón y no de la tormenta”. En el México de la 4T tenemos tormenta y barco, la duda es quién será el responsable del timón.

¿Seguro hablamos de una tormenta?

Por supuesto que para los fieles de la 4T la situación no es para tanto, bajó la bolsa y subió el dólar pero una vez pasado el susto las aguas como que se calmaron.

Al cierre de operaciones el Índice de Precios y Cotizaciones de la Bolsa Mexicana de Valores perdió de 1.76% y el peso cedió terreno ante el dólar 25 centavos, dirán algunos, cerca la bala.

Pero el fantasma de una crisis económica recorre los pasillos de Palacio Nacional. Mientras Urzúa entregaba la llave de su baño privado en la Secretaría de Hacienda,   Moody's, señalaba que la economía mexicana se desacelerará a 1.2 por ciento este año y a 1.5 por ciento en 2020.

Por si esto fuera poco, antes de la renuncia en Hacienda, el Gobierno de Estados Unidos informó sobre la aplicación de aranceles a las importaciones de acero estructural provenientes de México.

La medida se dio luego de que una investigación que determinó que algunas empresas mexicana realizaron prácticas desleales de comercio.

Las empresas mexicanas afectadas son: Swecomex, subsidiaria de Grupo Carso, del empresario Carlos Slim; Building Systems de Mexico; Corey; Acero Technología; Construcciones Industriales Tapia; Estructuras Metálicas la Popular y Preacero Pellizzari México.

La medida se da pese a que hay un acuerdo comercial que todavía no se aprueba en los Congresos de EU y Canadá (México de manera expedita y con un poco de crema le dio luz verde) y en el entendido de que se supone somos socios comerciales.

Para los próximos meses la duda es: ¿seguirá la industria automotriz o el jitomate?

Ok… Dicho lo anterior, basta aclarar que hasta aquí alcanzaron 10 grandes y amplios reales… Señoritas, si necesitan de unos tequilas para estar frente al lente de mi cámara, pueden comunicarse a célebre correo: medinaarturo@gmail.com

Si la cosa es más seria, más de “me urge que me cuenten las pecas de la espalda” con una copita de barro negro de mezcal, pongan algo en el blog https://callemelancoliatgo.wordpress.com/

Como todo columnista serio y de primer mundo (sí, ajá) estamos en http://www.facebook.com/kolia25

También nos puedes mandar insultos y peladeces a @25kolia

Hasta la próxima Ojalá.