El amor en estos tiempos modernos

“…Cansada de tanto esperar el amor verdadero,
le dio por poner un anuncio en la prensa local.
“Absténganse brutos y obsesos en busca de orgasmo”,
no soy dado a tales excesos, así que escribí…”

Joaquín Sabina

Así, sin más preámbulos, solo podemos decir: ¡¡¡Show Time!!! Pues sí, adivinen qué, el fin de semana comenzó y es tiempo de dar gusto al cuerpo, los sentidos y por supuesto a la bendita lujuria.

En este andar por las calles, antros y centros de relajación moral, descubro que este es un trabajo difícil, no se crean que es fácil meterse (mmm, qué rico suena eso de meter) a lugares no santos para poder escribir (bueno redactar) esta columna que me dicen es la delicia de chicas y grandes (personas).

img_0650.jpg
En ocasiones una fiel lectora comparte no solo el gusto por un cigarro, las carreras o una paleta,
sino cosas más emocionante, más extremas y por ende, más emocionantes.

Lo cierto, seamos sinceros, tiene su encanto (mucho) andar en estos lugares donde el sudor se hace presente al contacto de otra piel, de otras manos, de un aliento que en el cuello, nuca u oído que nos haga sentir “cositas” de esas ricas.

Sin embargo, en esta ocasión no fue menester arriesgar el físico para poder informarles, -no, la verdad-, es que en esta ocasión todo se encuentra en la seguridad del hogar o en el peor de los casos en el café-Internet.

A ver, resulta que lo de hoy es relacionarse a través de las redes sociales y obvio, después tener sexo, algunos prefieren la web cam, otros los teléfonos y algunos más se atreven a bajar las pasiones virtuales a la cama.

En estos tiempos modernos donde el tiempo es dinero y estamos muchas horas en la red conectados a la computadora, tableta, celular o cualquier otro dispositivo, el sexo no podía estar exento de ser parte de nosotros.

Lo primero que me entero es que en cuestiones de conocer gente, ahora lo que es “chick” son los portales donde ellos y ellas, expresan sus necesidades, tiempos y gustos a la espera de que alguien responda para primero chatear, después envías fotos y si todo sale bien luego conocerse.

Por supuesto, hay que recordar que en la red, uno es lo que quiere ser y no lo que realmente se es, así que hay que ir con “pies de plomo” porque muchas veces resulta que la sensual mujer entre los 25 y 30 años de edad, talla 5 y deseosa de encuentros sexuales, es en realidad un hombre con gustos bastante torcidos.

En esto de las paginas para conocer gente hay desde los portales especializados hasta los que son de anuncios clasificados y entre sus secciones están los clásicos “anuncios personales”.

Me dicen que los mejores lugares para ligar es donde hay algún pago, ya que de esa manera, se garantiza que la persona con la que se “conecta” uno es más o menos parecida a lo que dice que es.

Sin embargo, otros portales interesantes son las páginas para preferencias sexuales muy definidas, o sea gay, lesbianas, bisexuales o heterosexuales.

Además de las clásicas secciones de “puntos de ligue” (en la calle) cartelera que puede ir de lo cultural a lo erótico, hay clasificados que presupone que los que ahí dejan mensajes saben el tipo de gente que va a responder.

Hay una sex shop mexicana que además de ofrecer sus productos tiene una sección de clasificados (con costo para el usuario) que dicen (no me crean) que es muy efectiva cuando se trata de conocer parejas que gustan del 1-2-3 cambio y de relaciones heterosexuales.

Ahora bien, otro medio que resulta “rico” por decirlo de alguna manera es el WhatsApp, donde se crean redes en las que participan hombres y mujeres con diferentes preferencias sexuales que gustan de intercambiar, mensaje (de voz y texto) fotos y video.

Principalmente en Facebook, hay grupos donde las personas se relacionan a través de este medio aprovechando la amplia gama de posibilidades que se tiene…

Por supuesto hay también comunidades, algunas de ellas de muy difícil acceso donde se comparten “pasiones” más específicas como la zoofilia (gusto por los animales) el sexo rudo (mmm, qué rico) gustos por los pies, los sobacos, las entrepiernas, la lluvia dorada, la mezcla de poppers y cuestiones escatológicas.

Vamos, que en esta viña del señor hay de todo, para todos los gustos o necesidades.

Incluso una leyenda urbana, dice que en el Metro (sistema de transporte) hay personas que van con el Bluetooth activado para mandar y recibir fotos muy subidas de tono… Vaya usted a saber si esto es cierto.

Por supuesto, esta forma de relacionarse tienen sus riesgos, por ejemplo involucrarse con alguien que no sea lo que buscamos, o que la información que compartimos vía redes sociales sea utilizada en nuestra contra.

O peor aun, que una foto o video nuestro termine en una página porno siendo la delicia de miles de personas.

En internet también hay portales, algunos de pago, donde se pueden disfrutar de sexo en directo a través de la web cam, algunos son solo para mirar, pero en otros se puede interactuar con otros cibernautas.

Para este fin de semana la tarea sería, junto con la pareja, entrar a estas redes ver los clasificados y que estos sean el motivo para jugar y fantasear.

Ciertamente el sexo en las redes sociales tiene la ventaja de que puede ser rápido, por supuesto no se tiene el contacto real, pero existen muchas otras variantes que pueden ser deliciosas.

Hasta aquí alcanzaron 4 reales… Para mandar fotos o solicitar tu imagen eróticas queda celebre correo: medinaarturo@gmail.com

Si la cosa es más seria, más de me urge que me cuenten las pecas de la espalda, por favor, pongan algo en el blog https://callemelancoliatgo.wordpress.com/

Como todo columnista serio y de primer mundo (si ajá) estamos en http://www.facebook.com/kolia25.

También nos puede mandar insultos y peladeces a @kolia25 en twitter.

Hasta la próxima