747 mil votos deciden sobre el NAIM, en nombre de 130 millones de mexicanos

En otra de las usuales incongruencias de quienes se hacen del poder en México, el fin de semana la “consulta” organizada por Morena para decidir o no la cancelación del proyecto aeroportuario en Texcoco, arrojó que 747 mil personas –suponiendo que no haya habido trampas ni manipulación- decidieron el destino del magno proyecto. Un ejemplo de la ‘democracia participativa’ de AMLO.

López Obrador actuó al más puro estilo de Carlos Salinas de Gortari, ese personaje del que tanto se queja, pues ni vio, ni escuchó las voces de quienes saben del tema. Son los expertos en cuestiones de seguridad aérea quienes deben discutir y en su caso avalar o rechazar el nuevo aeropuerto, no quienes somos neófitos en la materia. Sencillamente eludió su responsabilidad y la pasó a unos cuantos ciudadanos, muchos de los cuales han admitido carecer de algún conocimiento aéreo.

Como consecuencia de los resultados del ejercicio democrático impulsado por AMLO, este lunes el peso se depreció y superó el techo de los 20 pesos, mientras la Bolsa Mexicana de Valores perdía en su apertura más de 2%. Pero eso no es todo, el banco suizo UBS advirtió que el futuro presidente de México podría utilizar el referéndum como herramienta para extender su gobierno y utilizar las reservas del Banco de México. Así es el peligro que se vislumbra desde el exterior.

Por lo pronto, el golpe de autoritarismo quedó plasmado en la ridícula, ilegal y burda “consulta”. Nada bueno se puede esperar de quienes gobernarán al país, si esa va a ser la forma en que conducirán los destinos de este México ya tan agobiado por los saqueos y corruptelas del PRI.

*Nota del Editor: Foto: lopezobrador.org.mx*